Hackeó un iPhone con una púa de guitarra y un destornillador. A los días, le llegó un sorprendente email de Apple

mayo 3, 2024

Hackeó un iPhone con una púa de guitarra y un destornillador. A los días, le llegó un sorprendente email de Apple

Cuando Apple lanzó el primer iPhone en verano de 2007, el mundo no era del todo consciente de la revolución que este dispositivo supondría. Y es que este proyecto secreto para Apple finalmente vio la luz y nos cambió la vida a todos. La historia que te vamos a contar hoy también le cambió la vida al iPhone. Y todo comenzó en Nueva Jersey con un joven de diecisiete años llamado George Hotz.

El primer iPhone se vendía de forma exclusiva con AT&T y eso a George no le gustó nada

Pongámonos ya en situación: George se quedó impresionado con lo que el iPhone podía hacer y quería comprarse uno. Por aquella época, el iPhone solo funcionaba si eras usuario de la operadora AT&T, y se dio el caso de que George no lo era.

Podría haberse cambiado de compañía como miles de personas lo hicieron. De hecho, era el plan perfecto entre Apple y AT&T. Sin embargo, esto levantó un sentimiento en George contrario al de la mayoría. Ya no es que no quisiera cambiarse de compañía, es que se puso como objetivo hackear el iPhone para poder usarlo con la suya.

Un destornillador, una púa de guitarra, y a por ello

No lo dudó ni un segundo. Y es que George llevaba hackeando dispositivos desde los cinco años. Tenía un don y era hora de aprovecharlo. Cogió un viejo destornillador de sus gafas y quitó los tornillos de la parte inferior del iPhone. Después, con una púa de guitarra la pasó alrededor del teléfono y ¡clack! la carcasa del iPhone ya estaba fuera.

Dentro del iPhone encontró el procesador de banda base. El chip encargado de decir al iPhone con qué compañía podía utilizarse y con cuál no. Para ello, soldó un cable al chip y lo conectó a su ordenador. Allí, escribió un programa para que el iPhone pudiera funcionar con cualquier operadora de telefonía móvil.

El joven George Hotz con su iPhone recién hackeado

El joven George Hotz con su iPhone recién hackeado

Ya estaba hecho, ahora había que compartirlo con el mundo

Tras ver que había funcionado, George se puso a grabar un vídeo para YouTube en la cocina de su casa. A los pocos días, el vídeo consiguió dos millones de visitas. Una cifra increíble en el día de hoy, que en pleno año 2007 se sentían como muchísimas más. El vídeo sigue hoy en día en la plataforma y tú mismo puedes ver cómo comparte con tanta ilusión ese momento tan importante en su vida.

Y de repente, llegó un email de Apple

Los medios de comunicación se hicieron eco de esta historia. Y de hecho, incluso la CNBC le realizó una entrevista. En ella le preguntaron si le gustaría tener una charla con Steve Jobs sobre el tema. George dijo que sí, que quería tener una charla “de hombre a hombre”. Por parte de Apple y AT&T no hubo ninguna declaración oficial. Al fin y al cabo, desbloquear un teléfono era legal. De hecho, el tiempo pasó y decidió subastar dicho iPhone. A cambio obtuvo tres iPhone más y un coche Nissan 350Z.

La vida de George siguió, hasta que un día le llegó un email de Apple, concretamente, de Steve Wozniak. Antes de abrir este correo electrónico, George se temía lo peor. Sin embargo, la sorpresa fue mayúscula al leer el contenido.

Fue como una historia de una película de alguien que resuelve un misterio increíble. Entiendo la mentalidad de una persona que quiere hacer eso,  no creo que personas así sean criminales

Estas fueron las palabras de admiración del cofundador de Apple, Steve Wozniak. Y es que George nunca se ha considerado un hacker como los que hay ahora. En esa época, los hackers ayudaban a liberar productos y desbloquear todo su potencial.

El iPhone pudo hacer llamadas de teléfono pese a no ser de AT&T

El iPhone pudo hacer llamadas de teléfono pese a no ser de AT&T

Hoy en día, los hackers se asocian más a estafas o robos de datos. Por lo que él se considera un “hacker de guante blanco”. George continuó desbloqueando versiones posteriores del iPhone hasta que, dos años más tarde, tuvo un nuevo objetivo: una de las mayores empresas de entretenimiento del mundo, Sony. Aunque esto ya lo contaremos en otro artículo aparte.

En Applesfera | El diseñador del iPhone, Jony Ive, está pidiendo mil millones de dólares para su próximo invento. El problema es que tiene a Sam Altman detrás

En Applesfera | Apple tiene varias versiones secretas de iOS y cada una tiene un propósito muy claro


La noticia

Hackeó un iPhone con una púa de guitarra y un destornillador. A los días, le llegó un sorprendente email de Apple

fue publicada originalmente en

Applesfera

por
Guille Lomener

.